Como elegir la chaqueta de esqui

En: Consejos de skiman En: Tuesday, December 15, 2015

A la hora de disfrutar de la nieve no hay que fijarse solo en el material de esqui propiamente dicho, la ropa de esqui juega también un papel importante para proteger a los esquiadores. No vale andarse con medias tintas, hay que apostar por unos materiales y ropa de esqui de calidad, como las que se venden en Skiman. Por ejemplo las chaquetas, cuya función no se limita solo a abrigar al esquiador.

Cómo elegir la chaqueta

El primer aspecto a tener en cuenta a la hora de comprar una chaqueta para esquiar es que sea impermeable y transpirable. De este modo el esquiador queda protegido tanto del viento como de la humedad exterior, una de las sensaciones más desagradables e incómodas en la práctica del esquí. Una buena chaqueta mantendrá seco a quien la lleva aunque llueva o haga viento, ya que ambas cosas junto a las bajas temperaturas aumentan la sensación térmica de frío.

Materiales como el Goretex, las columnas de agua, Strata, TexStream o el Polartec Neoshell ofrecen una altísima transpiración, importante también para evitar que el sudor empape la ropa, lo que podría derivar en una hipotermia al enfriarse. Pero además del material con el que está fabricada también hay que fijarse en que se trate de una chaqueta elástica, que se ajuste bien al cuerpo, y cómoda para moverse con soltura en la nieve.

Los codos articulados las dotan de mayor movilidad y en ocasiones también se puede encontrar un orificio en la manga para el pulgar. La capucha siempre es un plus, y hay que tener en cuenta que la chaqueta debe ser resistente a la abrasión producida por la nieve, las rozaduras o desgarros. Por último, debe ser una chaqueta termosellada que impida al agua y el frío pasar por los agujeros de las costuras.

En definitiva, merece la pena revisar algunos detalles antes de elegir una chaqueta. Vente a la tienda y mira toda la oferta que tenemos para ti.

Comentarios

Deje su comentario

Subir